You are on page 1of 5

NOMBRE: JUAN RAUL NOLDIN RIQUELME C.I: 4.227.

064
CURSO: 12º SEMESTRE, TURNO NOCHE SECCION: 1º

65- DIVISION DE COSAS COMUNES

CONCEPTO

La división de la cosa común o condominio consiste en la


facultad que tiene el condómino de obtener la transformación
de su parte indivisa en otra determinada y concreta. El
Código Civil define el condominio diciendo: "Ha condominio
cuando dos o más personas comparten el dominio de una misma,
cosa mueble o inmueble, por contrato, actos de última
voluntad o disposición de la ley sin que ninguna de ellas
pueda excluir a la otra en el ejercicio del derecho real
proporcional inherente a su cuota parte ideal en la cosa, ni
de otro modo que el estatuido por el presente Código. No es
condominio la comunidad de bienes que no sean cosas".(Art.
2.083).

A su vez, el Art. 2088 del citado cuerpo legal, establece:


"Cada copropietario tiene derecho a pedir en cualquier tiempo
la división de la cosa común, cuando no se encuentre sometida
a una indivisión forzosa"
Juez competente: Juzgado de primera instancia en lo civil y
comercial.-
Tipo de juicio: Juicio sumario.-
Derecho
Se funda en los artículos:
La demanda de división de cosas comunes se halla legislada
por el art. 680 del C.P.C., y es aquella que tiene por objeto
utilizar la facultad que tiene el condómino de obtener la
transformación de su parte indivisa en otra determinada y
concreta. También el C.C. en sus art. 2088 al 2.127 se
refiere a esta acción –

DOCTRINA
En el derecho romano, el dominio era exclusivo, lo que vedaba
la concurrencia de titularidades, dando origen a la propiedad
por cuotas o partes indivisas. El condominio romano era una
expresión de la propiedad individual, por lo que frente a las
muy restringidas facultades otorgadas a los comuneros sobre
la cosa común, se alzaban las amplias posibilidades de
disposición que gozaban respecto de la parte indivisa, cuota
ideal o abstracta del derecho de propiedades.

En el derecho germánico existe un estado de comunidad


genérico denominado “propiedad en mano común” , que no
constituye una expresión de la propiedad individual como
nuestro condominio, sino de la propiedad colectiva o, en
algunos casos, familiar. No se da aquí el fraccionamiento del
derecho de propiedad en cuotas ideales o abstractas de las
cuales se puede disponer libremente, “”ya que los comuneros
NOMBRE: JUAN RAUL NOLDIN RIQUELME C.I: 4.227.064
CURSO: 12º SEMESTRE, TURNO NOCHE SECCION: 1º

tienen participaciones en la propiedad, pero estas


participaciones no pueden expresarse siempre
cuantitativamente en cuotas”. Según Hedemann , de esta
circunstancia se derivan los siguientes efectos: a) nadie
puede disponer libremente de su parte, 2) nadie puede exigir
libremente la división, y 3) la administración es común, no
existe el régimen del sistema de mayorías y es necesaria la
unanimidad para cualquier supuesto”; en este caso los
acreedores individuales de los comuneros es por el saldo
líquido que pudiera corresponderle al deudor periódicamente o
en la liquidación final, cuando se produzca la disolución de
la comunidad por las causas legales.

JURISPRUDENCIA:

Algunos autores sostienen que el condómino sólo puede


reivindicar su parte indivisa, mientras otros afirman que
puede abarcar la cosa en su totalidad.

El Código resuelve la cuestión relativa al alcance de la


reivindicación en el condominio de acuerdo a lo que dispone
el Art. 2091 que establece:

“Cualquier comunero tiene derecho a reivindicar su cuota-


parte contra los otros condóminos, y a hacer valer respecto
de terceros los derechos resultantes, la entrega se hará por
consignación o secuestro por cuenta de todos los
copartícipes, con arreglo a los principios relativos a las
obligaciones indivisibles”.

Así se entiende que cuanto un condómino litiga contra otro


condómino, el alcance de la reivindicación se limita a la
cuota parte, pero cuando la acción es dirigida contra
terceros, la acción comprende la totalidad de las cosas.

a. Contra un condómino: se limita a la cuota parte del


interesado.

b. Contra un tercero: abarca la totalidad de la cosa o cosas


reivindicada/s.

12. Cesación del condominio. Reglas aplicables.

La característica del condominio consiste en que el derecho


pertenece a una pluralidad de sujetos, cada uno de los cuales
ejerce las facultades inherentes al dominio, con las
limitaciones impuestas por el derecho igual de los demás.

El modo normal de la cesación del condominio es la división


NOMBRE: JUAN RAUL NOLDIN RIQUELME C.I: 4.227.064
CURSO: 12º SEMESTRE, TURNO NOCHE SECCION: 1º

de la cosa conforme lo dispone el art. 2088 que dice:

“Cada copropietario tiene derecho a pedir en cualquier tiempo


la división de la cosa común, cuando no se encuentre sometida
a una indivisión forzosa”.

Por eso resulta inobjetable el derecho concedido a los


condóminos para pedir, en cualquier momento, la división de
la cosa común.

Las reglas aplicables son las del derecho sucesorio, esto lo


establece el art. 2096:

“Las reglas relativas a la división en las sucesiones, a la


manera de hacerla y a los efectos que produce, se aplican a
la división de cosas particulares.

Producen los efectos de la partición, la licitación y todos


los actos a título oneroso por los cuales uno de los
condóminos adquiere el dominio exclusivo de la cosa común”.

En consecuencia según el art. 2533 la partición debe hacerse


por vía judicial en los siguientes casos:
“a) si hubiere herederos incapaces, o menores emancipados,
como interesados;
b) si el causante fuere un presunto fallecido, y sus
herederos tuvieren la posesión definitiva de sus bienes;
c) si hubiere herederos o legatarios ausentes. Se consideran
tales los herederos y legatarios que se encontraren en el
extranjero, si su existencia fuere dudosa. En este caso se
nombrará un curador de sus bienes conforme a lo dispuesto por
este Código; y
d) siempre que terceros, fundados en un interés legítimo se
opusieren a la partición privada”.

El art. 2530 establece: “La partición entre coherederos


mayores de edad, podrá efectuarse en la forma que convinieren
por unanimidad, debiendo observarse lo dispuesto en este
Código sobre la forma de lo contratos”.

Esto significa que entre condóminos mayores de edad, la


partición del condominio puede efectuarse por contrato, que
tratándose cosas registrables (por ejemplo inmuebles) debe
ser instrumentado en Escritura Pública. Si hay acuerdo desde
luego, en su defecto, deberá recurrirse al juez de 1ª
Instancia en lo Civil de turno por vía de demanda (acción de
partición de condominio).
NOMBRE: JUAN RAUL NOLDIN RIQUELME C.I: 4.227.064
CURSO: 12º SEMESTRE, TURNO NOCHE SECCION: 1º

RELATORIO:
JUICIO: HILDA CARRILLO ANGELINA DE ALVARENGA C/ ISAIAS LUCIO
CARRILLO GONZALEZ S/ PARTICION DE CONDOMINIO

Demanda:
La señora Hilda Carrillo demanda la partición de la finca Nº
12.727 del distrito de Santisima Trinidad con cta. Cte.
Ctral. 15.213.38 fundo que posee en condominio con la sra.
Lucina Teresa Carrillo Gonzalez y los herederos del
codemandado inicial Isaias Lucio Carrillo Gonzalez: Sres.
Lidia Martinez Vda de Carrillo , Hugo ricardo, celso isaac,
isaias Alberto y mirna Carrillo Martinez por medio de una
herencia del cual son beneficiarios las partes en su calidad
de herederos de la sucesion de la Sra. DEMETRIA GONZALEZ VDA
DE CARRILLO.
TRASLADO de la demanda: la Sra. Lucina Teresa contesto
allanandose y tras haberse ampliado la demanda contra los
herederos de uno de los condominos sus herederos contestaron
allanandose.
Los demas herederos quienes tampoco efectuaron una negativa
en cuanto a la admisión de la de la accion por la sra. HILDA
CARRILLO, sin embargo propusieron una forma de partición que
tiene que ver con la ubicación dentro del terreno objeto del
juicio debido a supuestas mejoras introducidas al inmueble
por razon del tiempo que vienen ocupando.

Resuelve: SD. 383 del 28 de mayo del 2010

HACER LUGAR CON COSTAS a la demanda promovida por HILDA


ANGELINA CARRILLO contra LUCILA TERESA CARRILLO Y HUGO
RICARDO CARRILLO por partición de la finca Nº 12.727 del
distrito de santisima trinidad en base a las razones
expuestas en el exordio de la presente resolucion.-

SE APELA.

ACUERDO Y SENTENCIA Nº 12:


Es nula la sentencia apelada?
Se dicto esta conforme a derecho?

Carmelo Castiglioni: el recurso de nulidad interpuesto contra


la SD 383 fue sostenido objetando las notificaciones
realizadas, pero son actos anteriores a la sentencia
recurrida que ha sido consentida y ademas el pedido de
suspensión de la etapa procesal resuelto por AI 2358 ha
quedado firme y no puede retrotraerse el juicio a estadeos
anteriores cuando ha sido consentido actos procesales
posteriores , por lo que, al no constatarse vicio alguno que
amerite la nulidad de oficio , corresponde rechazar este
recurso.
NOMBRE: JUAN RAUL NOLDIN RIQUELME C.I: 4.227.064
CURSO: 12º SEMESTRE, TURNO NOCHE SECCION: 1º

Lineo Insfran y Gerardo Baez se adhieren al voto.


A la segunda cuestión planteada: el recurso de apelación fue
interpuesto contra SD 383 , el apelante al fundamentar este
recurso sostiene que debe determinarse si la cosa es un
condominio si es un bien que puede dividirse y si corresponde
dividirlo. Nada de esto fue objetado por lo tanto,
corresponde confirmar la SD.
Resuelve.
1.Rechazar el recurso de nulidad
2. Confirmar con costas la SD Nº 383.

CONCLUSIÓN Y ANALISIS DEL FALLO

Este caso de pluralidad de sujetos con derecho a la propiedad


sobre una misma cosa fue denominado “condominio”, copropiedad
o comunidad, indistintamente; se asume normalmente su
carácter transitorio, siendo considerado un derecho real
autónomo por algunos tratadistas como Lafaille, para quien
“..el condominio se aleja del tipo de propiedad individual,
para constituir una categoría distinta, en que el derecho
sobre la cosa incumbiría siempre a titulares reunidos, sin
perjuicio del que cada uno tendría, no sobre cierta “parte
indivisa” o “parte ideal”, y sí como una calidad específica,
estos es, el derecho real de condominio.