You are on page 1of 9

17/5/2016 Clase 1

Clase 1
Tabla de contenidos
1 CLASE 1 ­ El tutor en entornos virtuales

1.1 Saberes del docente ­ tutor
1.2 Saberes del docente ­ tutor (cont.).
1.3 ¿Cuáles son las funciones principales del tutor?
1.4 ¿Cuáles son las funciones principales del tutor?(cont.)
1.5 A modo de cierre

INTRODUCCION     CLASE     ACTIVIDADES      MATERIALES     INTERCAMBIOS

El tutor en entornos virtuales
¿Quién es el tutor?

Es un docente con experiencia en entornos virtuales de enseñanza o que se está
formando  para  ello  y,  además,  conoce  la  propuesta  del  módulo  que  tutoriza.  Es
quien  asume  la  tarea  de  enseñar  y  ocupa  un  lugar  trascendental  en  la
intermediación de los distintos elementos que componen la propuesta formativa en
su implementación.

Es,  en  gran  medida,  la  cara  visible  del  ISEP,  por  lo  tanto  debe  tener  siempre
presente que habla y actúa en nombre de la Institución que representa y a la cual
está decidido a sumarse.

¿Con quiénes trabaja?

El tutor trabaja bajo la orientación del coordinador y tiene a su cargo uno o más grupos de cursantes.

Al igual que en cualquier institución, en el ISEP hemos tomado algunas decisiones pedagógicas y organizativas
que nos permiten trabajar dentro de un marco común que ordena y da sentido a la tarea.

¿En qué ámbito desempeña sus tareas?

En el ámbito virtual, el tutor trabaja en dos espacios:

por  un  lado,  participa  y  trabaja  colaborativamente  en  su


sala de profesores junto a otros tutores y bajo la dirección
y  moderación  del  coordinador,  aportando  ideas,
exponiendo  dudas  o  casos  controvertidos  para  resolver,
etc.  En  esta  sala  también  pueden  generarse  actividades
que  se  constituyan  como  instancias  formativas  situadas
del  equipo,  a  cargo  del  coordinador  o  del  responsable  de
contenido.

por  otro,  su  labor  principal  se  desarrolla  en  las  aulas  que
tiene a cargo como docente.

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 1/9
17/5/2016 Clase 1

El  equipo  de  trabajo  inmediato  del  tutor  está  conformado  por  un  coordinador  de

tutores y el responsable de contenidos. 

Nota: Si colocan el cursor sobre la imagen descubrirán las características y funciones

tanto del responsable de contenidos como del coordinador de tutores.

Para  acceder  a  la  descripción  y  contenido  del  esquema  en  formato  de  texto

haga click aquí.

INTRODUCCION     CLASE     ACTIVIDADES      MATERIALES     INTERCAMBIOS

Saberes del docente ­ tutor
Quienes nos desempeñamos en el sistema educativo, en cualquier tarea, tenemos una idea general de cómo
funciona,  a  partir  de,  como  mínimo,  nuestro  paso  por  los  diferentes  niveles,  en  calidad  de  estudiantes.  Ese
conocimiento práctico, vivencial, influye fuertemente en nuestros modelos y concepciones sobre lo que significa
la tarea de educar.

Por el contrario, muy pocos tenemos experiencias similares en la modalidad virtual; por lo que necesitamos un
abordaje reflexivo que nos ayude a la necesaria transición entre ambas modalidades (la presencial y la virtual);
rescatando todo aquello útil y positivo de las prácticas presenciales y cambiando todo aquello que la modalidad
virtual requiere enfocar de modo diferente. Examinar cómo las TIC facilitan y promueven algunas prácticas de
enseñanza y de aprendizaje y modifican otras es un ejercicio necesario para un tutor.

Por  ello,  vamos  a  profundizar  en  tres  tipos  de  competencias,  capacidades  o  saberes  (teóricos  y/o  prácticos)
puestos en juego en el desempeño de la tarea en el marco de esta propuesta:

Saberes pedagógicos

Son, desde luego, los más importantes ya que contribuyen en los
procesos de aprendizaje de los cursantes.

El  tutor  es  quien  despliega  estrategias  para  ayudar  a  aprender;


contribuye  a  reflexionar  sobre  la  tarea  cotidiana;  interpela  las
prácticas  institucionales  y  pedagógicas;  acompaña  y  direcciona
procesos  de  equipos  e  instituciones.  Es  decir,  promueve  buenas
prácticas de enseñanza.

Dice  Daniel  Feldman,  en  Didáctica  general  (2010),  que


“enseñanza”  son  las  acciones  ligadas  con  las  distintas
posibilidades  para  guiar,  ayudar  o  conducir  las  tareas  de
aprendizaje.  De  esta  caracterización  acerca  de  la  tarea  de
enseñar  que  propone  Feldman,  puntualicemos  dos  aspectos
centrales: gestionar la clase y generar situaciones de aprendizaje.

Gestionar la clase  consiste en organizar las tareas de aprendizaje, promover la interacción con el material de
trabajo y establecer un tiempo y un ritmo adecuado, dar pautas para graduar el ritmo de trabajo de acuerdo con
las posibilidades que brinda cada clase e intervenir eficazmente en situaciones cambiantes de la clase.

Generar  situaciones  de  aprendizaje  mediante  el  uso  de  distintas  estrategias,  procedimientos  y  técnicas  de
enseñanza.  El  desafío  no  consiste  en  encontrar  la  propuesta  ideal,  sino  en  elegir  y  usar  de  forma  válida
métodos  pertinentes  a  los  propósitos  a  lograr.  El  repertorio  de  estrategias,  procedimientos  y  técnicas  del  que
disponemos  los  docentes  es  muy  amplio;  sin  embargo,  de  todo  ese  menú  de  opciones  debemos  considerar

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 2/9
17/5/2016 Clase 1

aquellas  que  se  adecuen  a  los  propósitos  educativos  que  plantea  el  proyecto  en  el  que  se  inscribe  nuestra
práctica profesional y a los alumnos que integran la clase.

Con esta distinción queremos dejar claro que las estrategias de enseñanza y las estrategias de aprendizaje se
resignifican cuando agregamos una nueva herramienta: la tecnología.

La  modalidad  de  educación  en  línea  nos  impone  algunas  estrategias  específicas  para  poder  conocer  a  los
cursantes, docentes y estudiantes de la formación docente, con los que trabajaremos. Ya no tenemos, la guía
de  la  presencia,  sino  que  podremos  conocerlos  también  por  sus  ideas  escritas,  por  sus  argumentos,  por  sus
reflexiones y por sus preguntas.

INTRODUCCION     CLASE     ACTIVIDADES      MATERIALES     INTERCAMBIOS

Saberes tecnológicos

El  tutor  virtual  necesita  adquirir  las  competencias  tecnológicas  para  manejarse  con  soltura  en  los  ambientes
virtuales. Aunque  la  plataforma  que  utilizamos  es  muy  intuitiva  en  su  manejo,  tiene  algunos  “secretos”  de  los
que necesitamos apropiarnos. También es necesario ir conociendo las herramientas que nos servirán para una
buena gestión de la formación y el acompañamiento en este entorno.

Si aún no lo han hecho, les recomendamos explorar en detalle cada espacio de la plataforma, ver qué información se aloja en
cada sección. Si durante la navegación hay algo que les genere dudas, utilicen el foro de consultas para evacuarlas.

El  tutor  es  el  responsable  de  responder  a  cualquier  consulta  del  participante  que  experimenta  dificultades
técnicas  o  prácticas.  Desde  luego  que  no  siempre  estará  en  condiciones  de  elaborar  esas  respuestas  por  sí
mismo; pero para esas situaciones los sistemas establecen formatos y modos de consulta. Puede resultar obvio
aclararlo,  pero  el  tutor  debe  poder  resolver  todas  las  actividades  que  se  propongan  y  debe  poder  dar
respuestas a las dudas e inquietudes.

Durante la práctica del trabajo tutorial irá construyendo un bagaje de conocimiento sobre las dificultades típicas
que tienen los participantes inexpertos; aprenderá a reconocerlas en los pedidos de ayuda no siempre claros, y
a recabar la información pertinente para poder dar respuesta a las dificultades más complejas; y se convertirá
así  en  un  tutor  virtual  capaz  de  ayudar  a  sus    alumnos  a  aprender  en  estos  ambientes  (que  no  solo  son  los
espacios naturales de la educación virtual, sino que se agregan como complemento en la educación media y
superior presencial, de manera acelerada).

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 3/9
17/5/2016 Clase 1

Es responsabilidad del tutor verificar, varios días antes de la publicación de la clase, el correcto funcionamiento
de  los  contenidos  (archivos,  enlaces,  materiales  de  lectura,  etc.).  Si  el  caso  es  de  simple  resolución,  debe
reponer el contenido; si la dificultad lo excede, debe avisar a la brevedad a su coordinador.

Actividad de acreditación 3

Es  importante  como  tutores  estar  atentos  a  todas  aquellas  dificultades  que  los  cursantes  puedan  presentar  durante  el  uso  de  la
plataforma y otros recursos. Por eso les proponemos realizar un ejercicio que los pone en situación de resolver algunas preguntas
frecuentes relativas a estos aspectos. En la sección Actividades, encontrarán mayores especificaciones para realizar la actividad
3.

Saberes comunicacionales

Insistimos: el hecho educativo es profunda, esencialmente comunicacional.
La relación pedagógica es en su fundamento una relación entre seres que se comunican, que interactúan, que
se construyen en la interlocución.

Prieto  Castillo

Analizar  el  rol  del  tutor  desde  el  concepto  enunciado  por  Prieto  Castillo  nos  pone  en  el  fructífero  camino  de
poner en el centro la principal diferencia, la más importante, entre la actividad docente presencial y la virtual. En
el primer caso, esa comunicación educativa utiliza como soporte principal el lenguaje hablado; mientras que la
comunicación  en  la  modalidad  virtual  está  mediada,  fundamentalmente  (y  no  exclusivamente)  por  el  lenguaje
escrito.

Quienes trabajamos en educación tenemos un importante entrenamiento en el manejo del lenguaje coloquial y
los paralenguajes complementarios (tonos de voz, gestualidad, etc.). Esa práctica es mucho más reducida en
relación con la comunicación escrita, la que seguramente necesitaremos mejorar, esforzándonos por un manejo
cuidadoso de los textos que producimos y su adecuación a las normas de producción en el ámbito académico.

En una enumeración muy sintética, podemos consignar:

Producir textos dialógicos; abiertos a la reflexión, a la duda, al pensamiento crítico.

Producir textos amenos, fluidos, que involucren al autor y al lector. Utilizar todos los recursos lingüísticos adecuados.

Producir textos y consignas de trabajo claras, taxativas, sintéticas. Evitar el tono engolado, presuntuoso.

Garantizar el trato respetuoso y cordial con los colegas. No olvidar que son adultos, profesionales y que su experiencia y saberes serán la base
de los procesos que intentemos promover.

Evitar  los  formatos  ”infantilizantes”.  En  definitiva,  estamos  hablando  con  colegas  y  debemos  comunicarnos  desde  allí.  Una  comunicación
amigable, dialógica, personalizada no necesita de expresiones infantiles.

Utilizar los espacios de comunicación, según los fines específicos de cada uno (en otro encuentro desarrollaremos este tema con profundidad).

Usar correctamente el idioma.

Respetar  las  normas  ortográficas  y  gramaticales  siempre.  No  hay  en  la  comunicación  educativa  ningún  tipo  de  texto  que  justifique  escribir  sin
signos de puntuación, sin mayúsculas (o todo con mayúsculas), sin tildes o con abreviaturas que interfieran en el proceso de interpretación de
los textos.

El tono general de la comunicación escrita debería apuntar a crear empatía, contacto, con todos y cada uno de
los  participantes.  Y  no  olvidar  que  en  el  aula  virtual  no  escribimos  para  demostrar  cuánto  sabemos,  no
escribimos para lucimiento personal: escribimos para ayudar a los cursantes a pensar sobre su trabajo para que

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 4/9
17/5/2016 Clase 1

puedan mejorarlo.

Actividad de acreditación 4

En relación con el desarrollo de este apartado, les proponemos realizar el siguiente ejercicio: abrir un tema de discusión sobre un
tópico a elección. Encontrarán más especificaciones sobre la propuesta en la sección Actividades.

INTRODUCCION     CLASE     ACTIVIDADES      MATERIALES     INTERCAMBIOS

¿Cuáles son las funciones principales del tutor? 
La tarea del tutor puede complejizarse según la especificidad de la propuesta pedagógica en la que participa:

...en este sentido, existe una relación estrecha entre el diseño pedagógico y el ‘estilo del tutor’. Y es por esa
razón que, para comprender las características del trabajo de una tutoría en particular, es necesario definir
los propósitos educativos, los destinatarios, las concepciones de enseñanza y aprendizaje subyacentes, el
rol que se le atribuye a las tecnologías, a los procesos de comunicación e interacción en el aprendizaje, el
contenido y los materiales que se utilizarán. (Schwartzman, 2014, p. 116).

Pensar  la  enseñanza  en  entornos  virtuales  nos  lleva  a  revisar  las  formas  en  que  concebimos  la  misma
enseñanza, el aprendizaje, los sujetos, los contenidos, las formas y medios de transmisión, entre otras múltiples
cuestiones  de  diverso  orden.  De  este  modo,  nuevos  escenarios,  desafíos  y  experiencias  en  el  práctica  de
enseñar  y  de  aprender  se  entraman  en  una  propuesta  que  intenta  aprovechar  las  potencialidades  de  las
tecnologías digitales de la comunicación para promover experiencias de enseñanza y de aprendizaje potentes
en la formación docente.

El tutor desempeña un conjunto de funciones que pueden enmarcarse en tres dimensiones complementarias y
que, en su conjunto, permiten un buen ejercicio de su labor:

Comunicación

Generar  espacios  de  comunicación  fluida  y  cotidiana  para


cada semana según la propuesta del módulo. 

Responder  consultas  en  un  plazo  máximo  de  24  a  36


horas.

Resolver  coyunturas  u  obstáculos  que  se  presentan  a  los


cursantes.

Retransmitir  las  comunicaciones  principales  de  la


propuesta formativa (fechas, plazos, novedades, etc.).

Abrir  y  cerrar  los  foros;  moderar  la  participación  en  estos


espacios.

Procurar crear un clima de confianza, empático, fortaleciendo la integración y cohesión del grupo al que
se acompaña.

Organización

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 5/9
17/5/2016 Clase 1

Presentar la propuesta del módulo, actividades, tiempos y modalidad de trabajo del módulo.

Comunicar las fechas importantes de la cursada.

Organizar el aula de acuerdo a los espacios que resultan necesarios para desarrollar las actividades.

Llevar el ritmo de publicación de clases y actividades según la “hoja de ruta”.

Presentar las formas, pautas y espacios de comunicación a emplear, según el caso.

Organizar los agrupamientos y documentos colaborativos para el trabajo en grupo, si fuera necesario.

Verificar el correcto funcionamiento de los contenidos.

Ejecutar actividades de resguardo de contenido al finalizar la cursada.

Registrar las anomalías u otros aspectos que considere que se deben mejorar.

INTRODUCCION     CLASE     ACTIVIDADES      MATERIALES     INTERCAMBIOS

Formación

Lo  central  de  su  tarea  es  contribuir  en  los  procesos  de  aprendizaje  de  los  cursantes:  sugiriendo  y  aportando
desde sus propios saberes y experiencias, problematizando planteos y situaciones, retroalimentando, incitando
a la participación y la reflexión conjunta pero también metacognitiva, etc.

Así concebido el rol del tutor, supera una concepción utilitaria de mero facilitador de medios y recursos para el
aprendizaje y se convierte en actor clave en la facilitación, mediación, orientación y motivación de los procesos
de aprendizaje en el marco de una propuesta formativa.

Esta tarea formativa comprende tareas como: asesoramiento y acompañamiento, seguimiento y evaluación de
las trayectorias de los cursantes. Veamos qué implican cada una de ellas:

­ Asesoramiento y acompañamiento

Como docente, por tanto, una de sus funciones centrales es ayudar a aprender, contribuir a reflexionar sobre
la  tarea  cotidiana,  ayudar  a  interpelar  las  prácticas  institucionales  y  pedagógicas,  acompañar  y  direccionar
procesos  de  equipos  e  instituciones.  Es  decir,  andamiar  el  proceso  de  comprensión  y  aprendizaje  de  los
contenidos propuestos.

Acompañar y brindar orientaciones para el desarrollo de las actividades individuales y grupales.
Resolver dudas e inquietudes que surjan en relación con los materiales del módulo, las actividades o el uso
del aula virtual.
Participar en forma activa y cotidiana en los espacios de interacción del módulo, resolviendo inquietudes,
orientando el rumbo de los intercambios en función de los objetivos y contenidos de la clase, invitando a los
cursantes  a  revisar  sus  planteos,  elaborar  nuevas  reflexiones  que  permitan  construir  verdaderos
diálogos,etc.
Retroalimentar, cuestionar, poner en diálogo, sintetizar o reorganizar el contenido de las intervenciones de
los cursantes a fin de construir una comunidad de aprendizaje.
Comunicar a su coordinador regularmente el estado de avance del grupo de cursantes.
Enriquecer la propuesta con material complementario que resulte coherente con el enfoque presentado.

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 6/9
17/5/2016 Clase 1

Brindar  sugerencias  y  recomendaciones  que  orienten  al  cursante


durante la realización de ciertas actividades.
Animar  y  estimular  la  participación  y  compromiso  de  los  cursantes,
propiciando un clima de confianza y respeto.
Atender las normas de producción escrita.

Una parte importante de la tarea del tutor se desenvuelve en los foros y tal
vez allí se encuentre uno de nuestros mayores desafíos: ¿cómo y cuándo
intervenir  en  los  espacios  de  interacción?,  ¿debe  iniciar  el
intercambio o esperar a que los alumnos lo hagan?, ¿cuáles son las
mejores estrategias para moderar y guiar la comunicación?

Cuando  en  un  espacio  de  foro  nos  interesa  promover  la  discusión,  los
intercambios,  muchas  veces  acudimos  a  los  interrogantes,  pero  ¿siempre  lo  hacemos  adecuadamente?,
¿cómo dar pie a una discusión evitando dar las respuestas?,¿cómo promover el pensamiento crítico?

En  ese  sentido,  algunos  autores  como  Arango,  M.  (2003)  y  Haavind,  S.  (2000)  nos  dan  algunas  pistas  y
estrategias que pueden aportar a nuestra tarea diaria como tutores en línea.

Les proponemos realizar las siguientes lecturas:

­ Arango, M. L. (Julio 2003). Foros virtuales como estrategia de aprendizaje. Anexo 1.

­ Haavint, S. (2000). ¿Por qué no funcionan las estrategias de enseñanza presenciales en ambientes virtuales de aprendizaje?
Informática educativa Vol. 13, Nro. 2. UNIANDES­ LIDIE pp. 159­162. 

Actividad de acreditación nº 5

Luego de la lectura del material propuesto, los invitamos a participar en el Foro: Discusión sobre formas de moderación. En la
sección Actividades, encontrarán mayores especificaciones para realizar la actividad 5.

­ Seguimiento de las trayectorias formativas y evaluación

Algunas acciones del tutor en relación a las tareas de seguimiento y evaluación de las trayectorias de los cursantes son:

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 7/9
17/5/2016 Clase 1

Para abrir el gráfico sobre "Seguimiento de las trayectorias formativas y evaluación" en formato de texto haga click aquí)

Los invitamos a profundizar la mirada sobre el rol del tutor con la siguiente lectura obligatoria:

Gutiérrez Pérez, F. y Prieto Castillo, D. (2005). La mediación pedagógica, apuntes para una educación a distancia alternativa.

INTRODUCCIÓN     CLASE     ACTIVIDADES      MATERIALES     INTERCAMBIOS

A modo de cierre...
A lo largo de esta clase hemos intentado recuperar la especificidad de la tarea del tutor, su marco de trabajo y
los  desafíos  pedagógicos  que  requiere  definir  su  rol  en  la  educación  en  línea.  Hemos  considerado  las
principales tareas y responsabilidades de su trabajo, entendiendo la práctica y ejercicio de la tutoría como una
actividad compleja y en construcción permanente.

Actividad de acreditación nº 6

A partir de estas aproximaciones, los invitamos a realizar la última actividad obligatoria de esta primera clase que los pondrá
ante  otras  situaciones  de  la  práctica  concreta  de  la  tutoría  en  propuestas  de  formación  en  línea.  En  la  sección  Actividades
encontrarán mayores especificaciones para realizar la actividad 6.

Para DESCARGAR la Clase 1 en formato PDF haga click aquí.

Referencias
Arango,  M.  L.  (Julio  2003).  Foros  virtuales  como  estrategia  de  aprendizaje.  Anexo  1.  Bogotá:  Universidad  de  los  Andes.
Departamento de Ingeniería de Sistemas y Computación. LIDIE. Laboratorio de Investigación y Desarrollo sobre Informática en
Educación.  Disponible  en:  https://docs.google.com/document/d/1JPlLEGCq­hUqgVK­
Hg_6GZPNYMEDCAxg7UWsf5Xa0gM/edit?usp=sharing. Consultado: 04/05/2016.

  Caldeiro,G:; Fernández Laya, N.; Rogowsky, C. y Trech, M. (2014). Clave de la tutoría en línea: La discreta medida de la justa
intervención. En Schwartzman, G.; Tarasow, F. y Trech, M. De la educación a distancia a la educación en línea.Rosario:  Homo
Sapiens.

Feldman, D. (2010). Didáctica general. Buenos Aires: Ministerio de Educación de la Nación.

Gutiérrez Pérez, F. y Prieto Castillo, D. (2005). La mediación pedagógica. Apuntes para una educación a distancia alternativa.
  
Buenos Aires: La Crujía.

Haavint,  S.  (2000).  ¿Por  qué  no  funcionan  las  estrategias  de  enseñanza  presenciales  en  ambientes  virtuales  de  aprendizaje?

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 8/9
17/5/2016 Clase 1

Informática  educativa  Vol.  13,  Nro.  2  UNIANDES­  LIDIE,  pp.  159­162.  Disponible
en: http://www.colombiaaprende.edu.co/html/mediateca/1607/articles­105763_archivo.pdf. Consultado: 04/05/2016.

Ilustraciones, imágenes y fotografías

Las imágenes utilizadas en esta clase están bajo  licencia Creative Commons (CC BY­NC­SA 3.0).

La imagen que aparece en la página 1 de esta clase tiene como base una fotografía de Byron Chin. (CC BY­
NC­SA 2.0)

La ilustración que figura en la página 5 de la presente clase corresponde a Margarita Irene Marín (CC BY­NC­
SA 3.0 ES)

Las ilustraciones restantes corresponden al Equipo de producción de materiales en línea del ISEP (CC BY­
NC­SA 3.0)

Cómo citar este material:

Equipo de producción de materiales educativos en línea del ISEP. (2016). Seminario de formación para tutores. Clase 1.

Córdoba: Instituto Superior de Estudios Pedagógicos. Ministerio de Educación de la Provincia de Córdoba.

Esta obra está bajo una licencia Creative Commons (CC BY­NC­SA 3.0)

http://isep­cba.edu.ar/campus/mod/book/tool/print/index.php?id=88 9/9