You are on page 1of 2

Universidad Técnica de Manabí

Facultad de Ciencias Administrativas y Económicas

Macroeconomía “B”

Análisis

¿Qué es encaje Bancario?


Autora

Macías Valencia María Elizabeth

Docente

Ec.Suarez Ponce Diocles Boanerges


Encaje Bancario
El encaje bancario es el dinero que los bancos deben inmovilizar cuando hacen una captación
del público; esto como una medida para garantizar que los bancos siempre tengan dinero
disponible en caso que sus clientes lo requieran. El encaje bancario es la obligación legal que
todos los bancos e instituciones financieras deben cumplir diariamente, en el sentido de
depositar en el Banco Central un porcentaje de captación de dinero que recibe de su cuenta
ahorristas y cuenta correntiadas o colocadores de capital, el encaje bancario a las reservas de
dinero legal que los bancos han de mantener en su caja y en el Banco Central para atender a
la demanda de efectivo por parte de sus depositantes, también es el porcentaje que, respecto
del total de los recursos ajenos de un Banco, alcanza el efectivo en caja y el saldo de sus
depósitos en un banco

Se puede decir que un banco capta dinero para luego prestarlo o para especular en el mercado
de inversiones, pero el banco no puede prestar ni invertir todo el dinero que captó, sino que
debe guardar una parte, parte que se llama encaje bancario.

Por ejemplo, si una persona abre una cuanta de ahorros con $1.000.000, el banco no puede
prestar o invertir todo el millón de dólares, sino que debe guardar una parte, supongamos
$150.000 dólares invertir el resto.

Los distintos productos financieros tienen distintos encajes. Entre más líquido sea un
producto financiero, más alto se supone que debe ser el encaje, puesto que el banco debe en
cualquier momento entregar el dinero al ahorrador. Es el caso de la cuenta corriente, pues
por su naturaleza, él cuenta-habiente necesita disponer de la totalidad de su dinero en
cualquier momento y el banco debe tener el dinero suficiente para proveérselo. Es por ello
que por lo general los bancos no pagan intereses por las cuentas corrientes, ya que se supone
que el banco no puede trabajar ese dinero pues está obligado a tenerlo disponible en todo
momento.

Supóngase que todos los ahorradores un día fueran al banco a retirar su dinero. Sencillamente
el banco no podría entregarlo, puesto que gran parte de ese dinero lo tienen invertido en
créditos a largo plazo o en inversiones. El banco sólo dispone del dinero correspondiente al
encaje bancario, que es el que la ley le obliga a inmovilizar, es decir, a tener en efectivo u en
otro concepto de alta liquidez que le permita atender las exigencias de dinero de sus
ahorradores, que por supuesto no alcanza a cubrirlos a todos en caso en que haya un pánico
financiero y todos quieran retirar su dinero.