You are on page 1of 12

ESCRITOS

DE
SAN ALBERTO
HURTADO

EDICIÓN PREPARADA POR

SAMUEL FERNÁNDEZ EYZAGUIRRE, PBRO.

BIBLIOTECA DE AUTORES CRISTIANOS


MADRID ● MMXII
ÍNDICE GENERAL

Págs.
______
Presentación................................................................................... XIII
Introducción................................................................................... XVII

Breve biografía de san Alberto Hurtado................................ XIX


1. Infancia y juventud (1901-1923)..................................... XIX
2. Formación en la Compañía de Jesús (1923-1936) . .... XXII
3. Apostolado pedagógico (1936-1940)............................. XXV
4. Asesor de la Acción Católica (1941-1944).................... XXVIII
5. El Hogar de Cristo y formación social (1945-1947)...... XXX
6. Apostolado social y sentido de Dios (1948-1952)....... XXXIV
7. Volviendo a la casa del Padre Dios (1952).................... XXXVI

Los escritos de san Alberto Hurtado...................................... XLI


1. Clasificación de los escritos ........................................... XLI
a) Escritos publicados por san Alberto Hurtado...... XLI
b) Los manuscritos de san Alberto Hurtado.............. XLIII
2. El archivo de los manuscritos ....................................... XLIV
a) Identificación de las unidades literarias básicas...... XLV
b) Agrupación de los documentos por provenien-
cia común.................................................................... XLV
c) Análisis y contextualización de los documentos...... XLVI
3. Publicación de los manuscritos...................................... XLVI
4. Situación actual del archivo digital................................. XLVII
5. Estructura y criterios de la presente edición................ XLVIII

Bibliografía..................................................................................... LI

Siglas y abreviaturas..................................................................... LVII


VIII Índice general

Págs.
______
ESCRITOS

Capítulo I. Las pasiones del apóstol. Selección de cartas..... 3


A D. Manuel Larraín Errázuriz (Limache, 18-1-1923)....... 4
Al R.P. José Llussá, sj (Lovaina, 15-8-1934)......................... 6
Al R.P. Raúl Montes, sj (Santiago, noviembre de 1937)..... 10
A D. Rafael Ugarte Larraín (Santiago, 22-4-1938).............. 11
Al R.P. Pedro Alvarado (Santiago, 20-3-1939)...................... 13
A Mons. José María Caro (Santiago, 22-3-1941)................. 15
A D. Rodolfo Valdés Phillips (Iquique, 6-2-[1942])............ 21
A D. Raúl Silva Silva, pbro. (Santiago, 13-12-1942) ............ 23
A Mons. José María Caro (Santiago, 1-12-1944) ................. 31
Al R.P. Juan Bautista Janssens, sj (Roma, 8-10-1947).......... 41
Memorial presentado al Santo Padre  (Audiencia con el
papa Pío XII, 18-10-1947).............................................. 50
A la Sra. Marta Holley de Benavente (París, 17-11-1947)... 57
Al Dr. Don Luis Williamson (París, 17-11-1947)................ 59
A la Sra. Rebeca J. de Franke (París, 9-12-1947) ................. 61
Al R.P. Carlos Aldunate, sj (París, 7-1-1948)........................ 63
Al R.P. Álvaro Lavín, sj (Calera de Tango, 12-2-1948) ....... 71
Al R.P. Alvaro Lavín, sj (Santiago, 16-7-1950) .................... 80
A D. Agustín Huneeus Cox (Santiago, 22-11-1951) ........... 84
A D. Cristián Cox Palma (Calera de Tango, 4-1-1952)....... 86

Capítulo II. Apostolado con los jóvenes................................. 89


1. Vida en abundancia.......................................................... 91
Visión de fe, visión de eternidad............................. 92
El rumbo de la vida................................................... 98
In aeternum vivere.......................................................... 104
Amor. Meditación del Reino.................................... 112
2. ¿Es Chile un país católico? ............................................ 123
Movimientos litúrgico, bíblico y eucarístico ......... 125
El problema de la vivienda obrera........................... 130
Alejamiento de la Iglesia........................................... 133
El deber de los cristianos.......................................... 137
3. Otros escritos.................................................................... 141
La misión del apóstol................................................. 142
Vos estis lux mundi ...................................................... 146
Fundamento del amor al prójimo .......................... 153
Índice general IX

Págs.
______
Capítulo III. Pedagogía del apóstol......................................... 161
1. Discernimiento de la vida................................................ 163
La elección de carrera................................................ 164
El educador del espíritu............................................ 189
¿Qué es la vocación?.................................................. 196
2. Psicología del joven de la posguerra.............................. 199
Juventud de la preguerra........................................... 200
Psicología del joven de la posguerra (I).................. 208
3. Otros escritos.................................................................... 219
Formación del carácter.............................................. 220
Educación de la castidad........................................... 227

Capítulo IV. Visión de fe.............................................................. 239


1. Pesimistas y optimistas.................................................... 241
Pesimistas y optimistas.............................................. 242
¿Cómo llenar mi vida?............................................... 247
El obstáculo mayor del optimismo......................... 251
2. Nuestra imitación de Cristo............................................ 257
Nuestra imitación de Cristo...................................... 258
La colaboración apostólica del profesor como
tal.................................................................................. 265
3. Otros escritos.................................................................... 271
Visión de eternidad.................................................... 272
La Visitación............................................................... 277
La multiplicación de los panes................................. 281
La eucaristía................................................................. 283
Devoción a Nuestra Señora...................................... 287
El matrimonio cristiano es una competencia en
darse ............................................................................ 290

Capítulo V. Urgido por la justicia y animado por el amor..... 295


Siempre en contacto con Dios................................. 297
Hay una manera cristiana de trabajar...................... 306
Virtudes y pecados del hombre de acción.............. 319
Las virtudes viriles...................................................... 322
Reacción de la humanidad frente a Cristo y a
nosotros....................................................................... 330
Amar............................................................................. 332
Reacción cristiana ante la angustia........................... 338
Dios alcanzado intelectualmente en la negación,
en la noche................................................................... 342
X Índice general

Págs.
______
Capítulo VI. Ser cristiano es ser social.................................... 345
1. Humanismo social . ......................................................... 347
Tres Actitudes . .......................................................... 348
Vivir en caridad ......................................................... 351
Actitudes ante el dolor.............................................. 354
El sentido del escándalo............................................ 357
Sentido social del trabajo.......................................... 359
2. La misión social del universitario . ................................ 363
La misión social del universitario ........................... 364
Misión del universitario . .......................................... 379
3. El Hogar de Cristo........................................................... 385
Hogar para los que no tienen techo........................ 386
El Hogar de Cristo. Una obra al servicio de los
más pobres.................................................................. 388
4. Fundamento teológico del compromiso social............ 399
Moral social y moral individual ............................... 401
Cuerpo místico: distribución y uso de la riqueza..... 408
Cristo, Rey del trabajo............................................... 426
5. Otros escritos.................................................................... 429
Desorden de estructuras........................................... 430
La época que estamos viviendo............................... 435
El deber de la caridad................................................ 437
La orientación fundamental del catolicismo.......... 446
El mensaje cristiano frente al mundo de hoy......... 454
Sindicalismo................................................................ 457
La virtud de la justicia .............................................. 460
Sentido social cristiano . ........................................... 464

Capitulo VII. La búsqueda de Dios......................................... 469


1. Retiro en radio Mercurio................................................. 471
La búsqueda de Dios................................................. 472
La muerte.................................................................... 480
La eucaristía................................................................. 489
2. La Fraternidad del Hogar de Cristo............................... 497
Estatutos de la Fraternidad del Hogar de Cristo... 498
La vida de oración. Charla a la Fraternidad del
Hogar de Cristo.......................................................... 504
Índice general XI

Págs.
______
3. Otros escritos.................................................................... 507
San Ignacio, el hombre del sentido de Dios.......... 508
Testimonio de fe......................................................... 512
Vida interior . ............................................................. 518
Miles Christi.................................................................. 519

Índice de citas bíblicas ................................................................. 527

Índice onomástico.......................................................................... 529


PRESENTACIÓN

Traer el pasado al presente es una tarea imposible. Entraña


la fantasía de habitar lugares donde no hemos estado y vivir
experiencias que no son las nuestras. Sin embargo, los santos
en la Iglesia tienen el don de hacernos esa tarea imposible algo
más cercana. El acto de recordar y revisitar la vida de aquellos
hombres y mujeres notables nos acerca a la presencia de Dios
que no tiene tiempo, y que acompaña e inspira el caminar de la
Iglesia en cada momento de la historia. La vida de san Alberto
Hurtado, sj, no guarda mucha distancia en años con la nuestra,
se trata del jesuita canonizado más cercano a nuestros tiempos,
y quizá por eso sus reflexiones, su fuego y sus acciones entran
en profunda sintonía con las de nuestros contemporáneos y nos
permiten, por momentos, sentir cierta familiaridad con una épo-
ca que colinda con la nuestra.
Sin duda, no podemos volver a los tiempos del padre Hur-
tado, no obstante, su vida, como una ventana, nos revela las ten-
siones que movieron la Iglesia y la sociedad de la primera mitad
del siglo xx. Una Iglesia que se encaminaba hacia el Concilio
Vaticano II y que buscaba formas de diálogo con una sociedad
quebrada por dos guerras mundiales. La selección de textos que
a continuación se presenta es un esfuerzo por llevar, más allá
de las fronteras de Chile, la riqueza de este santo y sintonizar
con aquello que lo movió en lo más hondo. Sus escritos tienen
mucho de otra época, otra sociedad, otra Iglesia, sin embargo,
llevan, también, mucho de lo que permanece y que toca nuestra
época como palabra de Dios y buena noticia encarnada.
La presente selección quiere dar cuenta de la riqueza de la
personalidad, la espiritualidad, la acción y la reflexión del padre
Hurtado. Este santo chileno fue un hombre de muchos mun-
XIV Presentación

dos. Con gran versatilidad, se movió por terrenos tan diversos


como el derecho, la psicología, la educación y la teología. Inte-
gró acción y oración en una síntesis personal que lo hizo fecun-
do como pocos. Se convirtió él mismo en puente entre ricos
y pobres en medio de una sociedad convulsa y herida por la
injusticia. Fue abogado, sacerdote, profesor universitario, maes-
tro de colegio, constructor, líder de jóvenes, director espiritual,
promotor vocacional, escritor de libros, charlista itinerante, ecó-
nomo de la Viceprovincia chilena… Fue capaz de estar profun-
damente inserto en la realidad chilena, y al mismo tiempo atento
a los cambios políticos, sociales, eclesiales e intelectuales que
acontecían en Europa y Estados Unidos.
Quisiera aportar dos claves de lectura para quien tiene este
tomo en sus manos. La riqueza e integración que los textos trans-
miten se dieron en el padre Hurtado sobre la base de dos pilares
fundamentales: su amor a Cristo y su amor a los pobres. Estas
dos piedras sostienen el edificio de su vida, su sacerdocio y su
misión como Jesuita y sólo puede ser comprendido desde ahí.
No es casualidad que, como señala el editor de este libro,
la cita de Gál 2,20 es la más frecuente en los escritos de san
Alberto 1. «Ya no vivo yo, es Cristo que vive en mí», repite incan-
sablemente. La imitación de Cristo es su motivo y razón de ser:

¡Ser Cristo! He aquí todo mi problema. La razón de ser de la


creación. Todo el mundo ha sido creado para la gloria del Hijo
de Dios, y yo me uno al Hijo de Dios por mi bautismo, que me
hace a mí también Hijo de Dios, y me vincula más y más íntima-
mente cada vez que comulgo. Por la eucaristía puedo yo decir
con toda verdad: ¡Cristo vive en mí, yo en él! No ser sino uno  2.

Y ese ideal lo une profundamente con los demás seres hu-


manos, especialmente los que sufren:

Y este es uno de los puntos más importantes de la vida espi-


ritual: desamparar al menor de nuestros hermanos es desam-
1
  S. Fernández, «“Ya no vivo yo, es Cristo que vive en mí” (Gál 2,20). “Ser Cristo”
como clave de la vida del padre Alberto Hurtado»: Teología y Vida 45 (2005) 352-373.
2
  «El obstáculo mayor del optimismo [1946]», APH s23y04.
Presentación XV

parar a Cristo mismo; aliviar a cualquiera de ellos es aliviar a


Cristo en persona. Tocar a uno de los hombres es tocar a Cris-
to […], Cristo se ha hecho nuestro prójimo, o mejor, nuestro
prójimo es Cristo que se presenta a nosotros bajo una u otra
forma: preso en los encarcelados; herido en un hospital; men-
digo en la calle; durmiendo, con la forma de un pobre, bajo los
puentes de un río 3.

Esa imitación apasionada de Cristo lo envía a los pobres con


una tonalidad urgente:

Aunque no hubieran nacido Karl Marx ni Lenin, aunque Rusia


estuviera bajo el régimen de los zares, mientras haya un pobre
que padezca injusticia, el católico se siente unido a él, deudor a
él: de esta deuda no se sentirá libre hasta haberla pagado. El ca-
tólico es social, no por anticomunista, sino porque es católico 4.

El sentido social de la fe cristiana movió la reflexión y la


acción de Alberto Hurtado durante toda su vida. Al final de sus
días, ya afectado por el cáncer que acabaría con su sorprendente
energía, escribe a un amigo:

Tengo en mente dos libritos ¿o libros?: uno sobre el sentido del


pobre en el cristianismo. Quisiera hurguetear bien la Sagrada
Escritura para inquirir el plan de Dios sobre el pobre y sobre la
pobreza. Yo creo que el mayor escándalo que damos los cristia-
nos es disentir tanto con Cristo sobre el valor de la pobreza 5.

El legado de san Alberto Hurtado ha marcado la historia de


Chile. Hoy es una figura nacional y un icono para los chilenos.
Pero su fama y fecundidad llevó a la Iglesia a reconocer, en su
canonización el 2005, que su altura es universal. Por eso nos
alegramos que hoy la Biblioteca de Autores Cristianos difun-
da, a través de esta selección de escritos, el pensamiento y es-
piritualidad del padre Hurtado más allá de sus fronteras natales
3
  «Cuerpo místico, distribución y uso de la riqueza, 1950», APH s24y09.
4
  «La misión social del universitario, 1945», APH s56y22.
5
  «Carta a Cristián Cox, 1952», APH s70y031.
XVI Presentación

animando la vida cristiana de tantos hombres y mujeres de nues-


tro tiempo que quieren como él ante cada situación que viven,
ante cada contexto y ante la realidad que enfrentan, preguntarse
¿Qué haría Cristo si estuviera en mi lugar?

Eugenio Valenzuela L., sj


Provincial
INTRODUCCIÓN

En octubre de 2005, el papa Benedicto XVI, después de


la canonización del jesuita chileno Alberto Hurtado, afirmó:
«A la luz de la verdad del Cuerpo Místico, [el padre Hurtado]
experimentó el dolor ajeno como propio, y esto lo impulsó a
una mayor dedicación a los pobres», mostrando, de este modo,
la vinculación entre su visión de fe y su compromiso con los
pobres, lo que muestra la importancia de saber en qué creía el
padre Hurtado para seguir sus pasos.
Por otra parte, al leer la biografía del padre Hurtado (1901-
1952), es posible constatar la intensidad de su trabajo, la gene-
rosidad de su entrega y el profundo impacto que su ministerio
sacerdotal tuvo en la sociedad que le tocó vivir. De esta consta-
tación, surge la pregunta: ¿de dónde sacaba la fuerza?, ¿cuál es
el fundamento de una vida de tanta fidelidad en la entrega a los
demás? La presente publicación quisiera ayudar a esclarecer la
respuesta a estos interrogantes sobre la base de las propias pa-
labras de san Alberto. Por eso, se ofrece una selección de los es-
critos de Alberto Hurtado destinada a dar a conocer no sólo sus
obras, sino, sobre todo, el fundamento de su vida que radica en
su identificación con Cristo. Su entrega a los demás, en especial
a los más pobres, tiene su fundamento en su identificación con
Cristo. Su conciencia filial ante el Padre, su unión con Cristo, su
amor a la eucaristía, su espíritu de oración y su hondo amor a
María no sólo no debilitan, sino que radicalizan su compromiso
social, precisamente, porque «el pobre es Cristo». No hay moti-
vo más radical para consagrar la vida a los demás que reconocer
en ellos a Cristo mismo.
XVIII Introducción

Las palabras del padre Hurtado son de aquellas que impul-


san al compromiso y la acción. Por ello, este libro quiere ser
una contribución a que pueda ser respondida afirmativamente
la pregunta formulada por el papa Juan Pablo II, el 3 de abril de
1987, en el Hogar de Cristo: «¿Podrá también en nuestros días
el Espíritu suscitar apóstoles de la talla del padre Hurtado, que
muestren con su abnegado testimonio de caridad la vitalidad de
la Iglesia? Estamos seguros que sí; y se lo pedimos con fe».
Agradecemos a la Biblioteca de Autores Cristianos por ha-
ber acogido esta publicación entre sus prestigiosas colecciones;
a la Provincia Chilena de la Compañía de Jesús, por todas las
facilidades que ha dado para realizar los trabajos de archivo; a
la Facultad de Teología de la Pontificia Universidad Católica de
Chile, que ha apoyado este proyecto de investigación; a mi fami-
lia y a tantos que con su trabajo y oración han hecho posible esta
obra. En el presente volumen, Mariana Clavero Ribes y Francis-
co Javier Jiménez Buendía, sj. han colaborado en la selección de
los documentos y en la redacción de algunas notas, y muchos
otros, vinculados al Centro de Estudios «San Alberto Hurtado»
de la Pontificia Universidad Católica de Chile, han trabajado en
la corrección de los textos, a quienes también expresamos nues-
tra gratitud.
Fiesta de la Visitación de la Virgen María de 2012

P. Samuel Fernández Eyzaguirre


Facultad de Teología
Pontificia Universidad Católica de Chile