You are on page 1of 23

CAPITULO III

3.1.- PANDEO DE COLUMNAS

Hasta ahora hemos visto problemas de esfuerzos locales: considerado un estado de

cargas, determinábamos cuales eran los esfuerzos máximos y basándose en ellas se

podía dimensional la pieza.

En el caso del pandeo, designado como problema de estabilidad elástica por unos,

o como problema de estabilidad de forma por otros, el estudio no se refiere a un

estado local sino a una condición general de la estructura.

El pandeo se produce cuando, bajo la acción de cargas determinadas, la forma

originaria de la barra o de la estructura deja de ser estable. Para comprender mejor

estos fenómenos, recordemos algo de equilibrio de cuerpos rígidos, para luego

generalizar esos conocimientos al caso de los cuerpos elásticos.

Supongamos tener una esfera como se indica en la figura III-1 apoyada sobre una

superficie cóncava; ocupe la esfera el punto más bajo (1), y se la somete a una acción

externa que provoque un desplazamiento, cesada la causa externa, la esfera vuelve

a su posición originaria; la propiedad del cuerpo de volver a su posición primitiva,

caracteriza en este caso, el equilibrio estable. Si en cambio la esfera está sobre una

superficie convexa y ocupa la posición más elevada (2). Si por alguna causa externa

cualquiera, se aparta la esfera de la posición en que se encuentra, aún cuando el

desplazamiento sea infinitésimo, la esfera cae y no retorna a la posición primitiva.

El hecho de que el cuerpo, desplazado de la posición originaria, no retorne a esta,

es la que caracteriza al equilibrio inestable. En una superficie plana (3), la esfera

desplazada de su posición y abandonada luego, permanece en esa nueva posición,

sin retornar ni continua alejándose de la posición originaria como ocurría en los


otros dos estados de equilibrio mencionados; se dice entonces que la esfera está en

posición de equilibrio indiferente.

Figura III-1

Hemos analizado así, los tres tipos de equilibrio estáticos que pueden existir. En el

caso de la esfera, su peso no tiene importancia pues por pequeño que sea, las

condiciones del equilibrio correspondiente se cumplen.

Analicemos ahora el caso de estructuras elásticas sometidas a cargas. Los miembros

sometidos a una fuerza de compresión axial se llaman columnas, y la deflexión

lateral que sufren se llama pandeo. El pandeo de una columna puede conducir una

repentina y dramática falla de una estructura o mecanismo y por tanto debe darse

una especial atención al diseño de columnas de modo que sean capaces de soportar

con seguridad sus cargas sin pandearse.

La carga axial máxima que una columna puede soportar cuando esta apunto de

pandearse se llama carga crítica Pcr , Cualquier carga adicional ocasionará que la

columna se pandee y se deflexione lateralmente.


3.2.- ECUACION DIFERENCIAL DE LA VIGA-COLUMNA. FORMULA DE

EULER

Para determinar la carga de pandeo consideremos una columna ideal con soporte

de pasador o articulados en ambos extremos, la columna es perfectamente recta

antes de cargarla, de material homogéneo y en la cual la carga se aplica a través del

centroide de la sección transversal de la columna, además se supone que el material

se comporta de manera elástico lineal y que la columna se pandea en un solo plano.

En realidad las condiciones de columna recta y aplicación de carga nunca se

cumplen, el análisis que se realizará en una columna ideal es similar al usado para

analizar columnas inicialmente combadas o aquellas las que la carga se aplican

excéntricamente.

Como la columna ideal es recta teóricamente la fuerza axial P podría ser

incrementada hasta que ocurra la falla, sea por fractura o por fluencia del material.

Sin embargo cuando se alcanza la carga crítica la columna esta apunto de volverse

inestable, de manera que una fuerza lateral F ocasionará que la columna

permanezca en la posesión deflexionada cuando F deje de actuar como se observa

en la figura III-2. Cualquier reducción leve de la carga axial P por debajo de Pcr

permitirá que la columna se enderece, cualquier incremento leve de P por encima

de Pcr ocasionará incrementos adicionales en la deflexión lateral. El que la columna

permanezca o no estable o que se vuelva inestable cuando se somete a una carga

axial dependerá de su capacidad de recuperarse, la cual se basa en su resistencia a

la flexión.
Figura III-2

Por consiguiente, para determinar la carga crítica y la forma pandeada de la

columna, se aplicará la ecuación de deflexión, la cual relaciona el momento interno

en la columna con su forma deflexionada, esto es,

d 2v
EI M (III-1)
dx 2

Recuerde que esta ecuación supone que la pendiente de la curva elástica es pequeña

y que las deflexiones ocurren solo por flexión. Como se observa en la figura III-3,

cuando

Figura III-3
la columna está en su posición deflexionada, el momento flexionante interno puede

determinarse por medio del método de las secciones. Se considerará el diagrama del

cuerpo libre. En este caso, tanto la deflexión v como el momento interno M se

muestran en la dirección positiva de acuerdo con la convención de signos usada

para establecer la ecuación. Si se suman los momentos, el momento interno es M = -

Pv. Por tanto, la ecuación (III-1) se transforma en:

d 2v
EI   Pv
dx 2

d 2v  P 
  v  0 (III-2)
dx 2  EI 

Esta es una ecuación diferencial de segundo grado homogénea con coeficientes.

Mediante los métodos de las ecuaciones diferenciales o por sustitución directa en la

ecuación III-2, puede demostrarse que la solución general es:

 P   P 
v  C1 Sen x   C 2 Cos x  (III-3)
 EI   EI 

Las dos constantes de integración se determinan a partir de las condiciones de

frontera en los extremos de la columna: como v = 0 en x = 0, entonces C2 = 0; como

v = 0 en x = L Entonces:

 P 
C1 sen  L   0
 EI 

Esta ecuación se satisface cuando C1= 0, sin embargo, en tal caso v = 0, la cual es una

solución trivial que requiere que la columna siempre permanezca recta, aun cuando

la carga ocasione que la columna se vuelva inestable. La otra posibilidad es que:

 P 
sen L   0
 EI 

La cual se satisface cuando:


P
L  n
EI

n 2 2 EI
O: P n  1,2,3 . (III-4)
L2

El valor mínimo de P se obtiene cuando n = 1 de modo que la carga crítica para la

columna es por consiguiente

 2 EI
Pcr  (III-5)
L2

Esta carga se denomina carga de Euler, en Honor del matemático suizo Leonhard

Euler, quien por primera vez resolvió este problema.

Donde:

Pcr = Carga axial máxima o crítica sobre la columna justamente antes de que

empiece a pandearse. Esta carga no debe ocasionar que los esfuerzos en la columna

excedan el límite proporcional.

E = Modulo de elasticidad del material

I = Menor momento de inercia de la sección transversal de la columna

L = Longitud no soportada de la columna, cuyos extremos están articulados

La forma pandeada se define mediante la ecuación:

x
v  C1 sen
L

La constante C1 representa aquí la deflexión máxima que ocurre en el punto medio

de la columna, no pueden obtenerse valores específicos para C1 ya que la forma

deflexionada exacta de la columna no se conoce una vez que esta se ha pandeado.

Sin embargo se ha supuesto que esta deflexion es pequeña


Par fines de diseño la ecuación también puede escribirse en una forma mas útil

sustituyendo I = Ar2 donde: A = área de la sección transversal y r = radio de giro

mínimo de la sección transversal; por tanto:

P  2E
 E Ar    
 
2 2
Pcr   A cr
2
2
L
L r
O

 2E
 cr 
 r2
(III-6)
L

Aquí:

cr = Esfuerzo crítico, el cual es un esfuerzo promedio en la columna precisamente

antes de que se pandee. Este esfuerzo es un esfuerzo elástico y por tanto  cr   y

E = Modulo de elasticidad del material

L = longitud no soportada de la columna cuyos extremos están articulados.

r = Radio de giro mínimo de la columna calculado con r  I A

La razón geométrica L/r en la ecuación se conoce como relación de esbeltez, es

una medida de la flexibilidad de la columna, y como se vera después, sirve para

clasificar a las columnas como largas, intermedias o cortas.

3.3.- COLUMNAS CON VARIOS TIPOS DE SOPORTE

Otras columnas con diferentes tipos de apoyo se analizan en forma similar que para

la columna con bordes simplemente apoyados vista en el punto 3.2, con la diferencia

que las condiciones de frontera cambian de acuerdo con cada condición de borde

como el indicado en la figura III-4.


ura III-4

Obteniendo los correspondientes valores de carga crítica. Sin embargo, por analogía

de la curva elástica (semionda) de la columna con bordes simplemente apoyados de

longitud L, considerando que las demás columnas tienen la misma longitud y en base

a su curva elástica podemos obtener la longitud efectiva Le de cada columna

mediante la fórmula:

Le  KL (III-7)

Donde K se denomina factor de longitud efectiva y es un coeficiente adimensional

que depende del tipo de apoyo de cada columna, así:

- ambos bordes simplemente apoyados K=1

- empotrado-apoyo móvil K = 0.7

- empotrado-empotrado móvil K = 0.5

- empotrado-libre K=2

Generalizando, la fórmula de Euler se puede escribir de la siguiente forma:


 2 EI
Pcr  (III-8)
KL2
 2E
 cr 
KL r  2
(III-9)

La representación grafica de esta fórmula en función del tipo de material se observa

en la figura III-5.

Figura III-5

3.4.- CARGAS EXCENTRICAS. LA FÓRMULA DE LA SECANTE

En general las columnas fabricadas no son perfectamente rectas, ni las cargas están

bien alineadas con el eje de la columna y tampoco pasan por el centroide de la

sección transversal. Para tener en cuenta estos efectos consideramos que la carga P

actúa a una pequeña distancia excéntrica e desde el centroide de la sección

transversal como se observa en la figura III-5.

Figura III-5
Luego las ecuaciones a aplicar para el caso de columnas con excentricidad e serán

los siguientes.

El momento interno en la columna es:

M  Pe  v (III-10)

La ecuación diferencial de la curva elástica será:

d 2v
EI   Pe  v 
dx 2

d 2v P P
2
 v e (III-11)
dx EI EI

La solución general de esta ecuación diferencial consta de la solución

complementaria y de la particular. Es decir

v  C1 sen P EI x  C2 cos P EI x  e (III-12)

Aplicando las condiciones de frontera. En x=0, v=0, entonces C2  e . En x=L, v=0,

queda:

C1 
 
e 1  cos P EI L 

sen P EI L 
Como: 
1  cos P EI L  2sen 2   P EI L / 2 
Y     
sen P EI L  2sen P EI L / 2 cos P EI L / 2 , tenemos 
 P L
C1  e tan  

 EI 2 

Luego, la curva de deflexión podemos escribir como:

  P L  P   P  
v  e tan   sen x
  EI 
  cos  
 EI x   1

  EI 2      

Deflexión máxima: por la simetría de la carga, tanto la deflexión como el esfuerzo

máximos ocurren en el centro de la columna, para x=L/2, obtenemos vmax:


  P L 
v max  e sec   1
 (III-13)
  EI 2  

Cuando e  0  vmax  0 , si el término entre corchetes tiende a infinito cuando e

tiende a cero entonces vmax tendrá un valor no nulo. Esto representa a una columna

a punto de fallar cuando la carga toma el valor de Pcr el se obtiene de:

 P L Pcr L 
sec cr    O 
 EI 2  EI 2 2

 2 EI
Pcr  (III-14)
L2

Es igual a la fórmula de Euler encontrado anteriormente.

3.4.1.- FORMULA DE LA SECANTE

El esfuerzo máximo en la columna se determina sumando el esfuerzo originado por

el momento máximo y la carga axial en el centro de la columna, como se indica a

continuación:

 P L
M  Pe  vmax   Pe sec 
 (III-15)
 EI 2 

El esfuerzo máximo de compresión en la columna es:

P Mc P ec  P L 
 max     sec 

A I A I  EI 2 

Reemplazando el valor de I=r2A en la ecuación anterior, quedará:

P  ec  L P 
 max  1  2 sec  (III-16)
A  r  2r EA 

Donde:

σmax= esfuerzo elástico máximo de compresión en el lado cóncavo interior a la mitad

de la columna
P= carga vertical aplicada a la columna, P < Pcr, a menos que e = 0 entonces P = Pcr.

e = excentricidad de la carga P, medida desde el eje neutro hasta la línea de acción

de P.

c = distancia del eje neutro a la fibra externa de la columna donde se produce σ max.

A = área de la sección transversal de la columna

L = longitud libre de la columna en el plano de flexión, cuando corresponda se usa

Le

E = módulo de elasticidad del material

r = radio de giro, r = I A , donde I se calcula con respecto del eje neutro o de flexión

La ecuación (III-16) indica la relación no lineal entre la carga y el esfuerzo. Por tanto

no es válido el principio de superposición, y las cargas deben sumarse primero antes

de calcular el esfuerzo. Además cualquier factor de seguridad usado en diseño, es

válido para la carga y no para el esfuerzo.

Para diseñar con esta fórmula, primero se determina la relación de esbeltez y los

datos de la columna son sustituidos en la ecuación (III-16). Escogiendo el valor de

 max   Y , debido a que la ecuación es trascendental la carga correspondiente PY

se determina mediante el procedimiento de prueba y error. PY es la carga que

ocasionará un esfuerzo máximo σy en sus fibras cóncavas interiores. Debido a su

excentricidad ésta carga siempre será menor que la carga crítica Pcr, la cual se

determina con la fórmula de Euler suponiendo que la columna esta axialmente

cargada. Una vez determinada PY, puede aplicarse un factor de seguridad apropiada

para especificar la carga segura para la columna.


3.5.- DISEÑO DE COLUMNAS CARGADAS AXIALMENTE

La teoría presentada hasta ahora es válida para columnas que son perfectamente

rectas hechas de material homogéneo y originalmente libre de esfuerzos. En rigor,

según lo antes expuesto, las columnas no son perfectamente, y la mayoría tienen

esfuerzos residuales en ellas, sobre todo debido al enfriamiento no uniforme durante

su fabricación. Así mismos los apoyos de las columnas son menos que exactos, y los

puntos de aplicación y las direcciones de las cargas no se conocen con absoluta

certeza. Para compensar estos efectos, los cuales en realidad no varían de una

columna a otra, muchos códigos de diseño especifican el uso de formulas empíricas.

Realizando un número de pruebas experimentales en un gran número de columnas

axialmente cargadas los resultados pueden graficarse y desarrollarse una formula

de diseño ajustando una curva a la media de los datos. En la figura III-6 se muestra

un ejemplo de dichas pruebas para columnas de acero de patín ancho mediante la

formula de la secante, la razón de esta similitud tiene que ver con la influencia de

una razón de excentricidad “accidental” en la resistencia de la columna .esta razón

tiene un efecto mayor en la resistencia de columnas de corta e intermedia longitud

que en la de otras mas largas. las pruebas indican que ec / r 2 pueden variar entre 0.1

y 0.6 para la mayoría de las columnas axialmente cargadas.

Note la similitud entre estos resultados y la de la familia de curvas determinadas

Para considerar el comportamiento de columnas de diferentes longitud, los códigos

de diseño casi siempre especifican varias formulas que se ajustaran mejor a los datos

en el intervalo de columnas cortas, intermedias y largas. Por consiguiente, cada

formula será
Figura III-6

valida solo para un intervalo especifico de relaciones de esbeltez, y por tanto es

importante que el ingeniero observe con cuidado los limites de KL/r dentro de los

cuales una formula particular es valida, a continuación se analizaran algunos

ejemplos de formulas de diseño para columnas de acero, aluminio y madera en uso

actualmente, el objeto es dar alguna idea sobre como se diseñan las columnas en la

practica, sin embargo estas formulas no deben utilizarse para el diseño de columnas

reales, a menos que se consulte el código del cual se tomaron.

3.5.1.- COLUMNAS DE ACERO Las columnas de acero estructural se diseñan con

base en formulas propuestas por el Estructural Stability Research Council (SSRC).

Figura III-7
A estas formulas se les aplicaron factores de seguridad y han sido adoptadas como

especificaciones en la industria de la construcción por el AISC, quedando la figura

anterior modificada como se observa en la figura III-8.

Figura III-8

Básicamente estas especificaciones estipulan dos formulas para el diseño de

columnas cada una de las cuales da el esfuerzo permisible máximo en la columna

para un intervalo especifico de relaciones de esbeltez para columnas largas se

propone la formula de Euler, es decir,  max   2 E / KL y aplicando un FS = 23/12,


2

queda

12 2 E  KL  KL
 adm      200 (III-
23KL r   r C
2
r

17)

Se ha determinado que en secciones de acero pueden haber esfuerzos residuales de

compresión cuya magnitud sea hasta la mitad del esfuerzo de fluencia, luego si en la

fórmula de Euler el esfuerzo es mayor que σy/2, la ecuación no será válida. Luego el

valor de (KL/r)C, se determina como sigue:


1  2E  KL  2 2 E
y      CC  (III-
2 KL r C2  r C Y

18)

Para columnas cuya relación (KL/r)<(KL/r)C, se aplican la fórmula parabólica

 1  KL / r  2 
 y 1    
 2  CC   KL
 adm  C C (III-
F .S . r

19)
3
5 3  KL / r  1  KL / r 
F .S       (III-
3 8  C C  8  C C 

20)

3.5.2.- COLUMNAS DE ALUMINIO: LA aluminum Asociation especifica el diseño

de columnas de aluminio. Para la aleación 2014-T6, en la figura III-9 se observa tres

tramos de esbeltez bien definidas y las fórmulas de aplicación son:

 adm  28 ksi 0  KL r  12 (III-21)

  KL 
 adm  30.7  0.23  ksi 12  KL r  55 (III-22)
  r 

54000
 adm  ksi 55  KL r (III-23)
KL r 2

Figura III-9
3.5.3.- COLUMNAS DE MADERA: la Nacional Forest Products Asociation (NFPA)

y el American Institute of Timber Construction (AITC) especifican fórmulas para

el diseño de columnas de madera, cuya gráfica se representa en la figura III-10

Figura III-10

Según la NFPA para el esfuerzo admisible en columnas cortas, intermedias y largas

de sección transversal rectangular de dimensiones b por d, donde d es la dimensión

menor, las fórmulas para un material con E=1.8(103) y σy=1,2 ksi, son:

 adm  1.2 ksi 0  KL r  11 (III-24)

 1  KL / d  2 
 adm  1.201     ksi 11  KL r  26 (III-
 3  26.0  

25)

540
 adm  ksi 26  KL d  50 (III-
KL d 2
26)

3.6.- DISEÑO DE COLUMNAS CON CARGA EXCENTRICA


A parte de la fórmula de la secante para el diseño de columnas excéntricas existen,

otros dos métodos empíricos que han encontrado un amplio uso.

3.6.1.- MÉTODO DEL ESFUERZO ADMISIBLE: este método considera que para

columnas cortas cargadas excéntricamente el esfuerzo de compresión máximo

debidos a flexión con carga axial debe ser igual o menor que para una columna

cargada axialmente, es decir:

P Mc
 max     adm (III-27)
A I

3.6.2.- MÉTODO DE INTERACCIÓN: se basa en las siguientes consideraciones

Mc
El área requerida para soportar flexión es: Ab 
 ab r 2

Donde  adb es el esfuerzo máximo admisible por flexión

P
El área requerida por la fuerza axial P es: Aa 
 ad

Donde  ad es el esfuerzo axial admisible para el miembro actuando como columna

que depende de la razón de esbeltez.

El área total A requerida por una columna sometida a una fuerza axial y un

P Mc
momento flexionante es: A  Aa  Ab  
 ad  ab r 2

Dividiendo entre A,

P/ A Mc / Ar 2 a b
 1 o  1 (III-
 ad  ab  ad  ab

28)

Si la excentricidad es respecto de los dos ejes principales de la sección transversal,

entonces aplicamos la siguiente fórmula.

 a  bx  by
  1
 ad  abx  aby
En puntos que están arriostrados en el plano de flexión:

a   by
 bx  1
0.6 y  abx  aby

donde σy es el esfuerzo de fluencia del material,

Si en los extremos de la columna actúan momentos de diferente intensidad y

 a /  ad  0.15 entonces:

a C mx bx C my by
  1
 ad  a   a 
1   abx 1   aby
  aeuler    aeuler 

donde C m / 1   a /  aeuler  se denomina factor de amplificación que toma en cuenta

la relación de esbeltez en el plano de flexión y también la naturaleza de los momentos

en los extremos, este factor crece con σa y muy rápidamente cuando

σa→σae=12π2E/23λ2

Cm es mayor cuando los momentos en los extremos causan curvatura simple y menor

si la curvatura es doble. El valor de Cm se tomará como sigue:

-para miembros en compresión de marcos sometidos a traslación de sus nudos

(desplazamiento lateral) Cm = 0.85

-para miembros de compresión restringidos de marcos arriostrados contra

traslación en sus nudos y no sometidos a carga transversal entre sus soportes en el

plano de flexión:

Cm = 0.6 – 0.4 M1/M2

(pero no menor de 0.4) M1/M2 es la razón de menor al mayor momento en los

extremos de aquella porción del miembro no arriostrado en el plano de flexión en

consideración. M1/M2 es positivo cuando producen curvatura doble y negativo

cuando está flexionado en curvatura simple.


-para miembros en compresión en marcos arriostrados contra traslación de sus

nodos en el plano de flexión y sometidos a carga transversal entre sus soportes el

valor de de Cm se determina por análisis racional, sin embargo pueden tomarse: Cm

=0.85 (para extremos restringidos) y Cm = 1,0 (para extremos no restringidos).

3.7.- METODO DEL COEFICIENTE ω

Es el procedimiento mas simple utilizado en Alemania y Europa para verificar al

pandeo.

Cuando λ = 0, L = 0 entonces estamos en el límite de aplastamiento, porque se

produce la destrucción de la barra por aplastamiento; el esfuerzo σad que

corresponde a este punto es el máximo que se puede tomar σ kad. El coeficiente de

pandeo ω queda definido por la siguiente relación:

 ad  ad
   kad  (III-29)
 kad 

esta relación es siempre mayor que 1 pues a medida que λ aumenta a partir de cero,

σkad disminuye haciéndose menor que σad; en el límite para λ = 0 es ω = 1.

El cálculo para la verificación al pandeo se hace de la siguiente manera:

Fad  ad
 kad   ( F = Fad) (III-30)
A 

luego el esfuerzo admisible de aplastamiento por compresión es:

 .F
 ad  (III-31)
A

La carga puede resultar menor que la admisible, luego la verificación debe ser:


.F   ad (III-32)
A

la verificación en el caso de tener una compresión simple sin pandeo sería:

F
  ad
A
luego el cálculo de compresión con pandeo se reduce al de compresión simple si se

toma una carga ω veces mayor que la dada (ω  1)

Los valores de ω en función de λ están tabuladas en las normas DIN. En el apéndice

adjuntamos una tabla del coeficiente ω.

EJEMPLO

Un tubo de acero (E = 200 GPa) de longitud L = 3,5 m está empotrado en la base y

articulado en la cima. Los diámetros interior y exterior son 75 mm y 90 mm

respectivamente. Se aplica una carga de compresión P con una relación de

excentricidad estimada ec/r2 = 0,5. (a) Si la carga P = 100 k N, ¿cuál es el esfuerzo

máximo σmax en el tubo? (b) Determinar la carga admisible Pad si el factor de

seguridad con respecto a la fluencia del material es F.S = 2,5. (suponer σy = 250

MPa.)

Solución:

Forma exacta.

a) Cálculo de σmax:

P  ec L P  
 max  1  2 . sec e 
A  r  2r EA  

100 x10 3   0,7 x3500 100 x10 3 


   84,28MPa
 max  1  0,5. sec
1943,86   2 x29,29 200 x10 x1943,86  
3
 

b) Cálculo de la carga admisible Pad:

P  ec L P  
 max   ad  1  2 . sec e 
A  r  2r EA  

P   0,7 x3500 P 
250  1  0,5. sec 
1943,86  3 
 2 x 29, 29 200 X 10 x1943,86 
mediante la prueba y error determinamos la carga crítica Pcr = 243500 N que origina

σad

Pcr 243500
Pad    97400 N  97,4kN
F .S 2,5

Forma aproximada:

a) Cálculo de σmax:

ec I
 0,5 y r  29,29  e  4,77
r2 A

2. 2 E
C   125,7
Y

Le 0,7 x3500
   83,65  C  Columna..corta
rmin 29,29

 1  
 2501  0,5 83,65  
2

2

 y 1   
 2  C     125,7  
 ad      77,9MPa
F .S 2,5

P Mc 100 x10 3 100 x10 3 x4,77 x45


 max      77,2MPa   ad  77,9MPa
A I 1943,86 1667467,8

b) Cálculo de la carga admisible Pad:

  C  Columna..corta   ad 

 y 1  0,5 / C 2   77,9MPa
F .S

P Pec P Px0,5
 max   2    77,9MPa   ad  P  100,95kN
A Ar 1943,86 1943,86
BIBLIOGRAFIA

1. DEUTCHMAN, AARON D.; MICHELS, W.; WILSON CH. E. Diseño de

Maquinas. México: CECSA, 9na Reimpresión 1999.

1 POPOV, EGOR P. Mecánica de Sólidos. México: Pearson Education, 2da

edición. 2000

2 RILEY, WILLIAM E.; STURGES, LEROY D,; MORRIS, DON H.

Mecánica de Materiales. México: Limusa Wiley, 1ra edición 2000

3 HIBBELER, R.C. Mecánica de Materiales. México: Printice Hall, 3ra edicion

1997

4 BEDFORD, ANTHONY; LIECHTI, KENNETH. Mecánica de Materiales.

Bogotá: Printice Hall, Primera Edición 2002.

5 GERE. JAMES M. Mecánica de Materiales. México: Thomson Learning, 5ta

ed. 2002.