You are on page 1of 4

Los reyes y los profetas de Israel y de Judá

Nota: Se han hecho algunas correcciones y modificaciones en las techas, lo cual resultará en LOS
Nota: Se han hecho algunas
correcciones
y modificaciones
en las techas, lo cual resultará en
LOS REYES DEL
REINO UNIDO DE ISRAEL
unas pequeñas discrepancias
con las techas que aparecen en
la Guía para el Estudio de las
Escrituras.
Saúl
David
Salomón
(aprox. 1050–930 a. de J. C.)
LOS PROFETAS
LOS REYES DE ISRAEL
Israel
Ambos
Judá
LOS REYES DE JUDÁ
Jeroboam I: Reinó durante veintidós años (aprox. 930–909 a de J. C.). El
Roboam: Reinó durante diecisiete años (aprox. 930–913 a. de J.C.).
Señor eligió a Jeroboam para que fuera el rey de las diez tribus del norte,
pero él no guardó los mandamientos, sino que al contrario, volvió a Israel
hacia la idolatría y llegó a ser el modelo que siguieron casi todos los reyes
posteriores de Israel (véase 1 Reyes 12:25–14:20).
Roboam, hijo de Salomón, a veces fue obediente al Señor y a veces siguió la
iniquidad de los países vecinos. Como resultado, Sisac, faraón de Egipto,
invadió Judá y saqueó el templo (véase 1 Reyes 12:1–24; 14:21–31;
2 Crónicas 10:1–12:16).
Nadab: Reinó durante dos años (aprox. 909–908 a. de J. C.). Nadab, hijo
de Jeroboam, continuó con la iniquidad iniciada por su padre. Fue asesinado
por Baasa (véase 1 Reyes 15:25–31).
Abiam: Reinó durante tres años (aprox. 913–910 a. de J.C.). Abiam, llamado
también Abías, fue el hijo de Roboam. Continuó con los mismos pecados de su
padre (véase 1 Reyes 15:1–8; 2 Crónicas 13).
Baasa: Reinó durante veinticuatro años (aprox. 908–886 a. de J.C.).
Baasa subió al trono al asesinar a Nadab y destruir a todos los
descendientes de Jeroboam. Continuó con la iniquidad de Jeroboam, y el
profeta Jehú predijo que su casa sería destruida tal como él había destruido
la casa de Jeroboam (véase 1 Reyes 15:32–16:7).
Asa: Reinó durante cuarenta y un años (aprox. 910–869 a. de J.C.). Asa
fue el hijo de Abiam e “hizo lo recto ante los ojos de Jehová” (1 Reyes
15:11). Instituyó reformas para erradicar la idolatría de la tierra. También
fortaleció al ejército y derrotó a Israel y a los etíopes cuando éstos atacaron
(véase 1 Reyes 15:9–24; 2 Crónicas 14–16).
Ela: Reinó durante dos años (aprox. 886–885 a. de J.C.). Ela, hijo de
Baasa, fue asesinado por Zimri, el comandante de sus carros de guerra.
Después Zimri asesinó a todos los que pertenecían a la casa de Baasa,
cumpliendo así la profecía de Jehú (véase 1 Reyes 16:8–14).
Jahaziel
Eliezer
Iddo
Azarías
Hanani
¿Joel?
Semaías
Zimri: Reinó durante siete días (aprox. 885 a. de J.C.). Los militares se
sublevaron contra Zimri, quien entonces se suicidó (véase 1 Reyes
16:9–20).
Jehú
Micaías
Elías el profeta
Eliseo
¿Abdías?
Ahías
Omri (aprox. 885–874 a. de J.C.) y Tibni (aprox. 885–880
a. de J.C.): Omri y Tibni pelearon durante cuatro años por el control del
reino. Tibni murió y Omri llegó a ser rey. Omri fundó la ciudad de Samaria y
la convirtió en su capital. Reinó durante doce años más, siendo más inicuo
que sus predecesores (véase 1 Reyes 16:16–28).
Josafat: Reinó durante veinticinco años (aprox. 872–848 a. de J.C.).
Josafat gobernó tres años junto con su padre, Asa, y cinco años con su hijo
Joram. Gobernó con sabiduría y rectitud, con excepción del hecho de estar
demasiado aliado a Acab y Ocozías de Israel. Ello puede haber sido la causa
de que se efectuara el matrimonio desafortunado de su hijo con la hija de
Acab (véase 1 Reyes 22:41–50; 2 Crónicas 17:1–21:3).
Acab: Reinó durante veintidós años (aprox. 874–853 a. de J.C.). A Acab,
hijo de Omri, se le considera el peor rey del reino del norte. Se casó con
Jezabel, princesa sidonia idólatra que promovió la adoración de Baal y
persiguió a los seguidores de Jehová. Ella trató de conseguir que mataran a
Elías el profeta, quien profetizó las muertes de Acab y de Jezabel (véase 1
Reyes 16:29–22:40; 2 Crónicas 18).
Joram: Reinó durante ocho años (aprox. 853–841 a. de J.C.). Joram no
Ocozías: Reinó durante dos años (aprox. 853–852 a. de J.C.). Ocozías
continuó con la iniquidad de su padre, Acab (véase 1 Reyes 22:51–2 Reyes
siguió la rectitud de su padre, Josafat. Asesinó a sus hermanos, se casó con
Atalía, hija de Jezabel y Acab, y reinó con iniquidad (véase 2 Reyes
8:16–24; 2 Crónicas 21).
1:18).
Joram: Reinó durante doce años (aprox. 852–841 a. de J.C.). Aunque no fue
tan inicuo como su padre y su abuelo, Joram continuó con los pecados de
Jeroboam (véase 2 Reyes 3:1–8:15).
Ocozías: Reinó durante un año (aprox. 841 a. de J.C.). Ocozías fue
asesinado por Jehú, quien también asesinó a Joram, rey de Israel (véase
2 Reyes 8:25–29; 9:27–29; 2 Crónicas 22:1–9).
LOS PROFETAS LOS REYES DE ISRAEL continuación LOS REYES DE JUDÁ continuación Israel Ambos Judá Jehú:
LOS PROFETAS
LOS REYES DE ISRAEL continuación
LOS REYES DE JUDÁ continuación
Israel
Ambos
Judá
Jehú: Reinó durante veintiocho años (aprox. 841–814 a de J.C.). Jehú fue
Reina Atalía: Reinó durante siete años (aprox. 841–835 a. de J.C.). Atalía
ungido por un profeta para ser rey de Israel y exterminar la casa de Acab.
Destruyó la adoración de Baal, pero no destruyó los becerros de oro de
Jeroboam (véase 2 Reyes 9:1–10:36).
fue la madre de Ocozías y la hija de Acab y Jezabel. Después de la muerte
de Ocozías, ella reclamó el trono tras matar a “toda la descendencia real”
(2 Reyes 11:1), con la excepción de un nieto, Joás, que estaba escondido.
Ella promovió la adoración de Baal y fue ejecutada (véase 2 Reyes 11;
2 Crónicas 22:10–23:21).
Joás: Reinó durante cuarenta años (aprox. 835–796 a. de J.C.). Josaba,
hermana de Ocozías, salvó al infante Joás de su asesina abuela Atalía. Ella y
su esposo, Joiada, el sumo sacerdote, escondieron a Joás en el templo
durante seis años. Joiada encabezó un levantamiento popular cuando Joás
tenía siete años de edad, y como consecuencia Joás subió al trono y Atalía
fue asesinada. Joás puso fin a la adoración de Baal y reparó el templo
(véase 2 Reyes 12; 2 Crónicas 24).
Joacaz: Reinó durante diecisiete años (aprox. 814–798 a. de J.C.). Joacaz
reintrodujo la adoración de Baal que su padre, Jehú, había tratado de
erradicar (véase 2 Reyes 13:1–9).
Joás: Reinó durante dieciséis años (aprox. 798–782 a. de J.C.). Joás
continuó con los pecados de su padre, Joacaz (véase 2 Reyes 13:10–25).
Amasías: Reinó durante veintinueve años (aprox. 796–767 a. de J.C.).
Amasías, hijo de Joás, fue en parte fiel y en parte insensato. Derrotó a Edom
cuando hizo caso a la advertencia de un profeta, pero después participó en la
idolatría y fue humillado por Joás, rey de Israel. Su hijo Ocozías gobernó
conjuntamente con él durante sus últimos veinticuatro años. Amasías fue
asesinado en el exilio (véase 2 Reyes 14:1–22; 2 Crónicas 25).
Jeroboam II: Reinó durante cuarenta y un años (aprox. 793–753 a. de
J.C.). Jeroboam gobernó juntamente con su padre, Joás, durante doce años.
No fue recto, pero fue un rey poderoso que el Señor utilizó para derrotar a los
enemigos de Israel y dar al pueblo una última oportunidad de arrepentirse
(véase 2 Reyes 14:23–29).
Zacarías
Isaías
Miqueas
Amós
Oseas
Obed
Eliseo
Jonás
Zacarías: Reinó durante seis meses (aprox. 753 a. de J.C.). Zacarías, hijo de
Jeroboam, fue asesinado por Salum (véase 2 Reyes 15:8–12).
Azarías, o Uzías: Reinó durante cincuenta y dos años (aprox. 792–740 a. de
J.C.). Azarías fue un rey fuerte en el aspecto militar pero débil en el aspecto
espiritual. Hizo fuerte a Judá entre los países vecinos pero no erradicó la
idolatría de su reino. Contrajo lepra y durante sus últimos diez años gobernó
conjuntamente con su hijo Jotam (véase 2 Reyes 15:1–7; 2 Crónicas 26).
Salum: Reinó durante un mes (aprox. 751 a. de J.C.). Salum fue asesinado
por Manahem (véase 2 Reyes 15:10–15).
Manahem: Reinó durante diez años (aprox. 752–742 a. de J.C.). Manahem
asesinó a Salum para obtener el trono. Impuso severos impuestos al pueblo
para pagar el tributo a Asiria (véase 2 Reyes 15:14–22).
Pekaía: Reinó durante dos años (aprox. 742–740 a. de J.C.). Pekaía, hijo
de Manahem, fue asesinado por Peka en un golpe de estado militar (véase
2 Reyes 15:23–26).
Jotam: Reinó durante dieciséis años (aprox. 750–732 a. de J.C.). Jotam fue
un administrador capaz pero, al igual que su padre, no erradicó la idolatría
de Judá. Gobernó conjuntamente con su hijo Acaz durante los últimos cuatro
años de su reinado (véase 2 Reyes 15:32–38; 2 Crónicas 27).
Peka:
Reinó durante veinte años (aprox. 752–732 a. de J.C.). Peka
comenzó a gobernar en un reino rival al oriente del Río Jordán durante el
reinado de Manahem. Durante una segunda invasión asiria, muchos israelitas
fueron llevados cautivos (véase 2 Reyes 15:27–31).
Acaz: Reinó durante dieciséis años (aprox. 735–715 a. de J.C.). En contra
del consejo del profeta Isaías, Acaz formó una alianza con Asiria. Hizo volver
a Judá a la idolatría e incluso sacrificó a sus propios hijos en el fuego (véase
2 Reyes 16; 2 Crónicas 28).
LOS PROFETAS LOS REYES DE ISRAEL continuación LOS REYES DE JUDÁ continuación Israel Ambos Judá Oseas:
LOS PROFETAS
LOS REYES DE ISRAEL continuación
LOS REYES DE JUDÁ continuación
Israel
Ambos
Judá
Oseas: Reinó durante nueve años (aprox. 732–722 a. de J.C.). Cuando
Oseas llegó al trono, ya era inevitable el cautiverio de Israel. Samaria cayó
ante Asiria aproximadamente en 721 a. de J.C. y la mayoría de los
habitantes fueron deportados. Después fueron esparcidos y se convirtieron
en las “diez tribus perdidas” (véase 2 Reyes 17:1–34).
Ezequías: Reinó durante veintinueve años (aprox. 715–686 a. de J.C.). A
Ezequías, hijo de Acaz, se le reconoce como uno de los reyes más rectos de
Judá. Erradicó la idolatría, purificó el templo y renovó la adoración de
Jehová. Debido a su fidelidad, el Señor impidió una invasión asiria y
también alargó quince años la vida de Ezequías. Fue durante ese período
que nació su hijo Manasés (véase 2 Reyes 18–20; 2 Crónicas 29–32; Isaías
36–39).
El fin del Reino Norte de Israel
Asiria
Media
El Mar Grande
Babilonia
Manasés: Reinó durante cincuenta y cinco años (aprox. 697–642 a. de
J.C.), once años conjuntamente con su padre, Ezequías. En 2 Reyes 21, se
describe a Manasés como un hombre más inicuo que los amorreos a los que
habían destruido los israelitas. Cambió radicalmente todo el bien que su
padre había logrado. Hizo al pueblo adorar ídolos y mató a los profetas de
Jehová. También sacrificó a sus propios hijos a dioses falsos (véase 2 Reyes
21:1–18; 2 Crónicas 33:1–20).
Samaria
EGIPTO
Desierto Arábigo
El exilio asirio
“Jehová, por tanto, se airó en gran manera contra Israel, y los quitó
de delante de su rostro; y no quedó sino sólo la tribu de Judá”
(2 Reyes 17:18).
Amón: Reinó durante dos años (aprox. 642–640 a. de J.C.). Amón
continuó con la iniquidad de su padre, Manasés, y fue muerto por sus
siervos (véase 2 Reyes 21:19–26; 2 Crónicas 33:21–25).
Habacuc
Daniel
Isaías
Nahum
MicahMiqueas
Sofonías
Hulda (profetisa)
Jeremías
Lehi
Josías: Reinó durante treinta y un años (aprox. 640–609 a. de J.C.). A
Josías, que ascendió al trono a la edad de ocho años, se le acredita la
institución de las reformas religiosas más extensas de la historia de Judá.
Durante su reinado se volvió a descubrir y se enseñó la ley de Moisés.
Lamentablemente, Josías halló la muerte en una campaña contra los
egipcios y sus reformas no perduraron (véase 2 Reyes 22:1–23:30; 2
Crónicas 34–35).
Joacaz: Reinó durante tres meses (aprox. 609 a. de J.C.). Faraón quitó a
Joacaz y puso en el trono a Eliaquim, hermano de Joacaz (véase 2 Reyes
23:31–33; 2 Crónicas 36:1–4).
Joacim o Eliaquim: Reinó durante once años (aprox. 609–598 a. de J.C.).
Faraón cambió el nombre de Eliaquim a Joacim. Una y otra vez Joacim rechazó
el consejo del profeta Jeremías y trató de matarlo. Fue asesinado después de
rebelarse contra Babilonia (véase 2 Reyes 23:34–24:7; 2 Crónicas 36:5–8).
Joaquín: Reinó durante tres meses (aprox. 598–597 a. de J.C.). Joaquín y
muchos otros fueron llevados cautivos a Babilonia (véase 2 Reyes 24:8–17;
2 Crónicas 36:9–10).
Mar Rojo
LOS PROFETAS LOS REYES DE JUDÁ continuación Israel Ambos Judá Sedequías o Matanías: Reinó durante once
LOS PROFETAS
LOS REYES DE JUDÁ continuación
Israel
Ambos
Judá
Sedequías o Matanías: Reinó durante once años (aprox. 597–586 a.
de J.C.). Sedequías también rechazó el consejo del profeta Jeremías de
someterse a Babilonia. Formó una alianza con Egipto, por lo cual Babilonia
destruyó Jerusalén y llevó cautivos a los judíos a Babilonia (véase 2 Reyes
24:18–25:21; 2 Crónicas 36:11–21).
El exilio del Reino Sur de Judá
Asiria
El rey Ciro autorizó el regreso de los
judíos a Jerusalén aproximadamente en
el año 537 a. de J.C. Hageo, Zacarías y
Malaquías fueron profetas de los judíos
después de su regreso.
Media
El Mar Grande
Babilonia
Samaria
EGIPTO
Desierto Arábigo
Mar Rojo
Ezequiel
Daniel
Jeremías
Lehi

El exilio babilónico ¿Quién dio a Jacob en botín, y entregó a Israel a saqueadores? ¿No fue Jehová, contra quien pecamos? No quisieron andar en sus caminos, ni oyeron su ley(Isaías 42:24).